LA ELOCUENCIA DE LAS COSAS

I

Cuando el desierto se ha fundido
La incandescencia de los metales
Y la aurora y el olvido
Han derruido el inefable Saturno
Y la inmarcesible tierra fronteriza
Es una epifanía de género.
Y la “efervescencia intelectual”,
E iridiscencia de los que miran
Es un arrebol torcido por el respiro,
Como si la soledad viajara con un sonámbulo
en la limerencia, una sombra enamorada de la luz
Como si el inefable adjetivo escrito en arena—
Mi etéreo cuerpo con el tuyo enlazó.

II

No son más el sol y la luna ocultos en las nubarrones

Porque tu y yo no somos más;

No son más cuando en esta época hay desenlaces

Cuando la luminiscencia de mis huesos

Bailan con los tuyos en espiral

Caemos en el melifluo timbre de nuestra voz—

Tropiezo en mi pesquisa con una serendipia

Mi efímera mirada entra en ti.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s